Entrar/Registro  
INICIO ENGLISH
 
Revista Biomédica
   
MENÚ

Contenido por año, Vol. y Num.

Índice de este artículo

Información General

Instrucciones para Autores

Mensajes al Editor

Directorio






>Revistas >Revista Biomédica >Año 2000, No. 2


Erosa-Barbachano A
La medicina legal o forense en Yucatán, México
Rev Biomed 2000; 11 (2)

Idioma: Español
Referencias bibliográficas: 4
Paginas: 123-127
Archivo PDF: 26.06 Kb.


Texto completo




RESUMEN

En Mérida, Yucatán, México, desde su fundación en 1542 hasta 1580, el Dr. Juan del Rey fue médico del ejército y director del Hospital, por lo que intervino en algunos dictámenes médicolegales. Esta práctica continuó en los siglos siguientes.
En el siglo XVIII se creó en la ciudad de México, y por decreto real, una institución llamada Protomedicato, que tenía a su cargo algunas resoluciones del orden legal. No hubo en Yucatán este tipo de cuerpo colegiado; sin embargo, a principios del siglo XIX, el Dr. Cipriano Blanco fue nombrado Subdelegado del Protomedicato en Campeche.
En Mérida, a partir de 1804, las actuaciones oficiales quedaron a cargo del Dr. Alejo Dancourt hasta 1834 en que pasaron a responsabilidad del Dr. Ignacio Vado Lugo, en razón de su cargo de director de la Escuela de Medicina de Yucatán, hasta el año 1853 en que falleció. El 4 de octubre de 1869 se aprobó un nuevo plan de estudios para la Escuela de Medicina de Yucatán, estatuyendo la cátedra de Medicina Legal y Toxicología, que quedó a cargo del Dr. Juan Antonio Pérez Gálvez.
El 31 de marzo de 1882, el gobernador Octavio Rosado expidiera un decreto creando las plazas de dos médicos legistas y se nombró para ello a los doctores Juan Nicoli y Fernando Casares Martínez de Arredondo; el 16 de noviembre de 1883 fueron designados los Drs. Andrés Saénz de Santa María y García Rejón y José Jesús Castro López. Poco después, en 1889 en la Escuela de Medicina, el Dr. Sáenz ganó por oposición y en forma ad-vitam, la cátedra de Medicina Legal. En 1907, el Dr. Castro López renunció, por lo que fue nombrado en su lugar el Dr. Juan Wenceslao Miró y Pérez, quien estuvo en el servicio hasta 1913 en que lo sustituyó el Dr. José González Palma. En 1918 fue creado el Departamento Médico-Legal, designándose director general al Dr. Sáenz, quien desempeñó este cargo hasta el 31 de diciembre de 1924. Al jubilarse el Dr. Sáenz, ingresó al servicio el Dr. José Castro Fortuny. En 1942 fue nombrado el Dr. Avelino Ruiz Sansores. En 1945, se separó el Dr. Castro y fue suplido por el Dr. Oswaldo Riera Car deña. En 1950 se designó al Dr. Gonzalo Marcín Cervera. El Dr. Riera renunció en 1951 y lo suplió el Dr. Víctor Manuel Nuñez Grintal, quien a su vez renunció en 1953, ocupando la plaza el Dr. Delio Angel Aguilar Vázquez. En enero de 1979 se designó para la jefatura al Dr. José Francisco Cambranis Puga en 1984 al Dr. Jorge Hadad Herrera, en 1986 al Dr. Juan M. Alvarez, y en 1990 el Dr. Fernando Olivares Alcocer. En 1995 asumió nuevamente la jefatura del Servicio Médico Forense el Dr. Hadad Herrera. En 1987 se fundó la Sociedad Yucateca de Medicina Forense, que agrupa a los profesionales de esta disciplina.


Palabras clave: Medicina forence, historia de la medicina.


REFERENCIAS

  1. Aguilar V. Delio. 50 años de ejercicio profesional. Mérida: Revista del Colegio de Médicos de Yucatán 1993; 1:15-6.

  2. Avila E. Alvaro. Historia de la Medicina en Yucatán. Mérida: Asociación Médica Mexicana; 1926.

  3. Erosa B. Arturo. Historia de la Escuela de Medicina de Mérida. Mérida: Universidad Autónoma de Yucatán; 1998.

  4. Erosa B. Arturo. Medicina Legal o Forense. Enciclopedia Yucatán en el Tiempo (en prensa). Mérida: Inversiones Care, S.A. de C.V.; 2000.



>Revistas >Revista Biomédica >Año2000, No. 2
 

· Indice de Publicaciones 
· ligas de Interes 






       
Derechos Resevados 2019