Entrar/Registro  
INICIO ENGLISH
 
Cirugía y Cirujanos
   
MENÚ

Contenido por año, Vol. y Num.

Índice de este artículo

Información General

Instrucciones para Autores

Mensajes al Editor

Directorio






>Revistas >Cirugía y Cirujanos >Año 2013, No. 4


Guardado-Bermúdez F, Ardisson-Zamora FJ, Rojas-González JD, Medina-Benítez A, Corona-Suárez F
Divertículo duodenal perforado. Reporte de caso y opciones de tratamiento
Cir Cir 2013; 81 (4)

Idioma: Español
Referencias bibliográficas: 14
Paginas: 340-343
Archivo PDF: 337.59 Kb.

[Texto completo - PDF]

RESUMEN

Antecedentes: los divertículos duodenales los describió por primera vez Chromel en 1710. El divertículo duodenal es el segundo sitio más frecuente de divertículos en el tubo digestivo, el diagnóstico se limita a los casos con complicaciones y síntomas. Los divertículos duodenales se localizan en 10- 67% en la segunda porción del duodeno. Su hallazgo en la mayoría de los casos es incidental. Cerca de 90% de los pacientes cursan asintomáticos y sólo se manifiestan cuando sobrevienen las complicaciones, como la hemorragia digestiva y la perforación.
Caso clínico: paciente femenina de 78 años de edad, que acudió al hospital debido a disnea de medianos esfuerzos y epigastralgia moderada, distensión abdominal, constipación y dificultad para canalizar gases. La laparotomía identificó un divertículo duodenal con perforación en su cúpula de 5 mm que dio pie a la realización de la diverticulectomía.
Conclusiones: el diagnóstico de divertículo duodenal, como etiología de abdomen agudo, debe contemplarse en cualquier diagnóstico diferencial con cuadro de abdomen agudo, apoyados siempre en la imagenología y endoscopia. El tratamiento quirúrgico del divertículo duodenal, en especial su resección, sigue siendo la recomendación dirigida a la menor morbilidad y mejor recuperación.


Palabras clave: divertículo, abdomen agudo.


REFERENCIAS

  1. Ávalos-González J, Zaizar-Magaña A. Divertículo duodenal en la tercera porción del duodeno como causa de sangrado de tubo digestivo alto y dolor crónico abdominal. Informe de un caso y revisión de la literatura, Cir Ciruj 2008;76:65-69.

  2. Mahajan Sanjay K, Kashyap Rajesh U, Chandel Upender K, Mokta Jatinder, Minhas Satinder S. Duodenal diverticulum: review of literature. Indian Journal of Surgery 2004;66:140-145.

  3. Fotiades CI, Kouerinis IA, Papandreou I, Pilichos I, Zografos G, Mahairasi A. Current diagnostic and treatment aspects of duodenal diverticula: report of two polar cases and review of the literature. Annals Gastroent 2007; 8:441-444.

  4. Perrot T, Poletti PA, Becker CD, Platon A. The complicated duodenal diverticulum: retrospective analysis of 11 cases. Clin Imaging 2012;36:287-294.

  5. Motta-Ramírez GA, Canché-Arenas AP, De la Luz JE. Enfermedad diverticular duodenal: Tres casos ilustrativos del hallazgo incidental por medio de la TCMD. Acta Médica Grupo Ángeles 2010;8:177- 179.

  6. Wen-Yao Yin, Hwa-Tzong Chen, Shih-Ming Huang, Hsien-Hong Lin, Tzu-Ming Chang. Clinical analysis and literature review of massive Duodenal diverticular bleeding.World J. Surg 2001;25:848- 855.

  7. Mathis KL, Farley DR. Operative management of symptomatic duodenal diverticula. Am J Surgery2007;193:305-309.

  8. Trondsen E, Rosseland AR, Bakka AO. Surgical management of duodenal diverticula. Acta Chir Scand 1990;156:383-386.

  9. Stapfer M, Selby RR, Stain SC, Katkhouda N, Parekh D, Jabbour N, et al. Management of Duodenal Perforation After Endoscopic Retrograde Cholangiopancreatography and Sphincterotomy. Ann Surg 2000;232:191-198.

  10. Hutson KH, Devalia K, Singh KK, Moore EJ. Laparoscopic management of symptomatic duodenal diverticulum by distal gastrectomy and gastro-jejenostomy formation. Int J Surg 2011;9:545-552.

  11. Estévez Álvarez N, Cruz Alonso JR, Rivero Martínez N, Estévez Trujillo NM, Bonachea Pérez Y. Divertículo duodenal perforado como causa de abdomen agudo quirúrgico. Rev Cubana Cir 2011;50:570-575.

  12. Martínez-Cecilia D, Arjona-Sánchez A, Gómez-Álvarez M, Torres- Tordera E, Luque-Molina A, Valentí-Azcárate V, et al. Conservative management of perforated duodenal diverticulum: A case report and review of the literature. World J Gastroenterol 2008;14:1949- 1951.

  13. Stebbings WS, Thomson JP. Perforated duodenal diverticulum: a report of two cases. Postgrad Med J 1985;61:839-840.

  14. Thorson CM, Paz PS, Roeder RA, Sleeman D, Casillas, VJ. The Perforated Duodenal Diverticulum. Arch Surg 2012;147:81-88



>Revistas >Cirugía y Cirujanos >Año2013, No. 4
 

· Indice de Publicaciones 
· ligas de Interes 






       
Derechos Resevados 2019