Entrar/Registro  
INICIO ENGLISH
 
Revista Médica MD
   
MENÚ

Contenido por año, Vol. y Num.

Índice de este artículo

Información General

Instrucciones para Autores

Mensajes al Editor

Directorio






>Revistas >Revista Médica MD >Año 2018, No. 1


Oña-Ortiz FM, De la Mora-Levy JG, Jiménez-Morales M, Alonso-Lárraga JO, Sánchez-del Monte J, Ramírez-Solís ME, Yañez-Cruz M, Hernández-Guerrero A
Costo-beneficio de las prótesis biliares autoexpandibles en pacientes con obstrucción maligna en México
Rev Med MD 2018; 9.10 (1)

Idioma: Español
Referencias bibliográficas: 11
Paginas: 5-10
Archivo PDF: 525.19 Kb.


Texto completo


RESUMEN

Introducción La CPRE más colocación de prótesis es el tratamiento estándar actual para la obstrucción biliar maligna. Inicialmente los stents plásticos (SP) son menos costosos que los stents metálicos (SEMS). Los SEMS han demostrado ser más rentables que las SP para pacientes con una esperanza de vida de más de 6 meses, en términos de costo final, con menos reintervenciones y complicaciones. En México, los SEMS son poco utilizados en instituciones públicas debido a su aparente costo elevado. Sin embargo, en nuestro país no se ha analizado el costo real institucional para el uso de un tipo de stent u otro. Nuestro objetivo fue establecer cuál es el mejor abordaje en pacientes con obstrucción maligna de la vía biliar en población mexicana; con miras a la toma de decisiones en base a datos objetivos e información real en nuestra población.
Material y Métodos Análisis prospectivo a partir de una base de datos de pacientes sometidos a CPRE y colocación de stent por obstrucción maligna de la vía biliar, en un Hospital público oncológico de tercer nivel.
Resultados Se incluyeron 142 pacientes a los cuales se les realizó CPRE y colocación de stent biliar por estenosis maligna de la vía biliar, 102 se manejaron con stent plástico (SP) y 40 con stent metálico (SEMS). La permeabilidad promedio fue de 109 días en el grupo de pacientes con SP y de 135 días en el grupo de pacientes con SEMS; ( p=0.24). En el grupo de pacientes con SP se realizaron 1.64 procedimientos vs 1.13 en el grupo de paciente con SEMS (p‹0.01). El 53% (50/93) de los pacientes con SP presentó alguna complicación vs 17% (7/39) en el grupo de pacientes con SEMS (p‹0.01). El costo corregido o real fue de 1.64 para el grupo de stents plásticos ($43,689) y de 1.13 para los stents metálicos ($58,222.00). Desde el punto de vista clínico, el costo de los stents plásticos superó al costo de los stents metálicos, a partir de 2 procedimientos con más reintervenciones y complicaciones durante la duración de la permeabilidad del stent y se establece este corte como el punto de equivalencia entre ambos grupos, con el mayor beneficio.
Discusión El uso de stent metálico es comparable al uso de stent plástico si se utilizan los costos institucionales reales. El costo de los stents plásticos es mayor que el de stent metálico después de dos reintervenciones.


Palabras clave: Stent, protesis, obstrucción maligna, CPRE (Colangiopancreatografía retrograda endoscópica), beneficio.


REFERENCIAS

  1. 1.Speer AG, Cotton PB, Russell RC, et al. Randomized trial of endoscopic versus percutaneous stent insertion in malignant obstructive jaundice. Lancet. 1987;2:57–62.

  2. Pinol V, Castelis A, Bordas JM, et al. Percutaneous self- expanding metal stents versus endoscopic polyethylene endo- prothesis for treating malignant biliary obstruction: randomized clinical trial. Radiology. 2002;225:321–324.

  3. Katsinelos P, Paikos D, Kountouras J, et al. Tannenbaum and metal stents in the palliative treatment of malignant distal bile duct obstruction: a comparativestudy of patency and cost effectiveness. Surg Endosc. 2006;51:23–27.

  4. Ramu P. Raju, Sathya R. Jaganmohan, et al. O p t i mu m Palliation of Inoperable Hilar Cholangiocarcinoma: Comparative Assessment of the Efficacy of Plastic and Self-Expanding Metal Stents. Springer; (2011) 56:1557–1564.

  5. Arguedas MR, Heudebert GH, Stinnett AA, Wilcox CM. Biliary stents in malignant obstructive jaundice due to pancreatic carci- noma: a cost-effectiveness analysis. Am J Gastroenterol. 2002; 97:898–904.

  6. Moss AC, Morris E, Leyden J, MacMathuna P. Do the benefits of metal stents justify the costs? A systematic review and meta- analysis of trials comparing endoscopic stents for malignant biliary obstruction. Eur J Gastroenterol Hepatol. 2007;19: 1119–1124.

  7. Van Laethem JL, De Broux S, Eisendrath P, et al. Clinical impact of biliary drainage and jaundice resolution in patients with obstructive metastases at the hilum. Am J Gastroenterol. 2003;98: 1271–1277.

  8. de Groen PC, Gores GJ, LaRusso NF, et al. Biliary tract cancers. N Engl J Med. 1999;341:1368–1378.

  9. David G. Perdue, MD, MSPH, Martin L. Freeman, MD et al. Plastic Versus Self-expanding Metallic Stents for Malignant Hilar Biliary Obstruction. Clin Gastroenterol.2008; 42( 9).

  10. Dumonceau JM, Tringali A, Blero D, Devière J, Laugiers R, Heresbach D, Costamagna G. European Society of Gastrointestinal Endoscopy. Biliary stenting: indications, choice of stents and results: European Society of Gastrointestinal Endoscopy (ESGE) clinical guide- line. Endoscopy 2012; 44:277–298.

  11. Fotios Sampaziotisa,c, Joshua Elias et al. A retrospective study assessing fully covered metal stents as first-line management for malignant biliary strictures. Eur J Gastroenterol Hepatol 27:1347–1353



>Revistas >Revista Médica MD >Año2018, No. 1
 

· Indice de Publicaciones 
· ligas de Interes 






       
Derechos Resevados 2019